Seguidores

miércoles, 30 de junio de 2010

EN MI ALCOBA



Un colchón frío y mudo
en la ardiente habitación de mi infancia
dejo la cordura encerrada en el ropero
y salgo a bailotear las palabras absurdas.

Te escribo pensándote
en mi colchón frío y mudo
desnudándote el alma
y los sentimientos.

La distancia elevada a alguna potencia
me demuestra el grado de insanidad
que despiden mis poros
no hago mas que pensarte.

Pensarte, y verte yacente
en mi colchón frío y mudo
acariciando tus horas
y mirando el fulgor de tus ojos.

Un colchón frío y mudo
en la ardiente habitación de este día
espera la compañía de tu cuerpo
acompañando al mío.

Safe Creative #0901202434122


Por Gabriela F. ©